Rastreator

¿No lo tienes claro? Ver todos

Coches

¿Quiéres comparar y ahorrar en otros productos y servicios con Rastreator?

Ir a Rastreator.com
Actualidad

Madrid Central está a años luz de Europa: así son las áreas de bajas emisiones de Londres, París o Berlín

19 Jul 2019

Actualidad

Elena Sanz

Hay una diferencia que salta a la vista entre Madrid Central y el resto de Europa: el tamaño. El nuevo centro de la capital española se queda muy pequeño si lo comparamos con Londres, París o Berlín. Así es cómo Europa está combatiendo el problema de la contaminación en sus ciudades.

Mientras el futuro de Madrid Central sigue en el aire (aunque, a fecha de hoy, la medida ha sido reactivada y sigue vigente), el resto de Europa mantiene sus áreas de bajas emisiones e, incluso, tiene planeado ampliarlas. Berlín y Londres fueron pioneras allá por 2008 y sus pasos los han seguido Ámsterdam, Lisboa o Londres, entre otras. Lo cierto es que el funcionamiento es, prácticamente, el mismo, pero hay una diferencia que salta a la vista entre Madrid Central y el resto de Europa: el tamaño. El nuevo centro de la capital española se queda muy pequeño si lo comparamos con Londres, París o Berlín. Así es cómo Europa está combatiendo el problema de la contaminación en sus ciudades.

Londres

Londres es una de las ciudades que más en serio se ha tomado el tema de las restricciones al tráfico. No en vano, en la capital de Reino Unido hay dos áreas cuyo objetivo no es otro que reducir la contaminación: la Zona de Bajas Emisiones (LEZ) y la Zona de Emisiones Ultrabajas (ULEZ).

La primera de ellas, la LEZ, tiene una extensión de 1.572 kilómetros cuadrados, que equivale a casi tres veces Madrid, y engloba el centro y, prácticamente, todos los distritos. Se puso en marcha hace 11 años, en 2008, y los autobuses, camiones, furgonetas tienen que pagar entre 100 y 200 libras si no cumplen las condiciones.

La segunda, la ULEZ, nació en abril de 2019 y acota el centro de Londres. ¿Cómo? Con una tarifa diaria de 12,5 libras (14 euros) que tienen pagar aquellos conductores que accedan con un coche contaminante. A este peaje se une otro establecido para las horas de mayor congestión: 11,5 libras diarias (13 euros más o menos) para aquellos coches que entren al centro los días laborables de 7:00 a 18:00 horas. Se trata de un proyecto a medio plazo ya que en 2021 la Zona ULEZ crecerá hasta los 360 kilómetros cuadrados, teniendo en cuenta que Madrid Central tiene 4,7.

Cuánto ha costado Madrid Central

Berlín

La ‘Zona Medioambiental’ de Berlín nació en 2008, es una de las más restrictivas del Viejo Continente, mide 88 kilómetros cuadrados y se extiende por gran parte de la ciudad. La capital alemana sólo permite la entrada a los coches que cumplen una serie de normas en cuanto a las emisiones y de la misma manera que ocurre en París, los vehículos se clasifican con etiquetas medioambientales y sólo los que tienen la verde pueden entrar al área de bajas emisiones de Berlín.

El resto de Alemania

Desde 2008, tanto Stuttgart y otras ciudades como Múnich, Frankfurt o Leipzig, activaron un área de bajas emisiones que incluye toda la ciudad. Esta medida está activa las 24 horas del día, no cambia en función de si el aire está más o menos contaminado y prohíbe la entrada a todos los coches que contaminen.

Lisboa

En 2011 la capital portuguesa creó su área de bajas emisiones y aunque la extendió por casi toda la ciudad, las restricciones cambian en función de la zona. En el centro (Avenida da Liberdade y Plaza del Comercio) sólo está permitida la circulación de coches que han sido fabricados después del año 2000 y en las zonas que rodean el centro los posteriores a 1996.

Cuánto ha costado Madrid Central

París

Corría el año 2017 cuando el Gobierno de Francia implantó un sistema de etiquetado medioambiental para clasificar los coches del parque automovilístico galo en función de sus emisiones, algo que también se puso en marcha en España. Los vehículos más limpios llevan una pegatina verde mientras que el resto lucirá diferentes colores que irán del 1 al 5: los coches del 1 serán los más limpios y los del 5, los más antiguos.

Con esta base, París creó su zona de bajas emisiones (ZFE) que engloba casi toda la ciudad. El objetivo es que en 2030 sólo puedan circular los vehículos nuevos, pero hasta entonces ya se han puesto un par de restricciones. Por un lado, los coches con la etiqueta 5 no pueden circular por la ciudad de lunes a viernes entre las 8:00 a 20:00 horas. Y por otro, los que lleven el distintivo 4 (sobre todo los diésel) tendrán prohibido el acceso de forma permanente y sin horarios.

Además, existe el plan ‘París Respira’ que consiste en cerrar gran parte del centro y amplias zonas de distintos distritos de la ciudad durante los fines de semana.

Roma

Roma, por su parte, tiene la conocida como ‘Zona Traco Limitato’. Se trata de un área de bajas emisiones muy semejante a Madrid Central. Sólo afecta al centro de la ciudad y se activa desde las 6:00 hasta las 18:00. Además, los viernes y los sábados algunas partes del centro cierran desde las 23:00 hasta las 3:00 horas.

Ámsterdam

Igual que sucede en otras capitales europeas, la zona de bajas emisiones ocupa casi toda la ciudad y tiene una peculiaridad: sólo afecta a motocicletas, taxis, furgonetas y autobuses de diésel. En 2021, los coches impulsados por este combustible que sean anteriores a 2005 no podrán acceder y en 2030 sólo podrán entrar los vehículos de cero emisiones, independientemente de si son privados o de transporte público.

Comparar para encontrar el coche perfecto

Con Madrid Central, las cosas están aún más difíciles para los compradores porque la oferta se reduce a los vehículos ECO y de cero emisiones para poder circular sin limitaciones. Elegir el coche perfecto para cada conductor es complicado y por ello, contar con una herramienta que agilice el proceso es una ayuda muy útil. El comparador de coches de Rastreator no sólo convierte la búsqueda de un nuevo vehículo en algo sencillo y rápido, también ayuda a cada conductor a elegir el coche perfecto en función de sus gustos, de sus necesidades y, sobre todo, del nuevo escenario de Madrid.